24 julio 2012

Pinturas




 Así, en algunos días imaginativos, mi cerebro es como los cristales de un ventanal, por los cuales viera bellezas fantásticas, formas maravillosas y los más ricos colores. Otros días, veo sólo a través de unos cristales empañados y grises, y todo es un hacinamiento de inmundicia, llamado Vida.
Isadora Duncan

6 comentarios:

cascarilleiro dijo...

Me gusta la composición,excelente juego de colores¡¡muy bien vista¡¡

Saludos.

Si me das una fotografía... dijo...

Me gusta lo ordenada que resulta la fotografía entre el desorden de colores.
Saludos

Remei dijo...

Creo que voy a coger los pinceles de nuevo, me apasiona pintar...echo de menos esta foto que muestras, mis acrílicos, los pinceles...
Gracias por esta fotografía!
Besos!

Fernando Santos (Chana) dijo...

Excelente registo....
Cumprimentos

Odel dijo...

Si yo cuando la hice también me dieron ganas de pintar
Gracias a todos por la vista

Ángel dijo...

Nuestros estados de ánimos cambian, fluctúan como la prima de riesgo. Y es que vivimos tiempos jodidos y es muy difícil ver las cosas buenas de la vida a diario, siempre acechan los fantasmas de la oscuridad, aun de vez en cuando. Pero ellos también nos recuerdan que la vida es pura contradicción y que necesitamos luchar para resolverla.
me gusta la foto
Un fuerte abrazo